miércoles, marzo 26, 2008

Palabras de Andrés

Un faro de poesía y actitud
nota extraida de la versión de internet de Página 12
Por Andrés Calamaro

Miguel Abuelo es un faro de poesía y actitud, para todos aquellos barcos (metafóricamente) que prefieran no encallar en las costas de la “mediocracia”, es un grifo de poesía nacional y universal, de sentido.
Miguel era gaucho agitanado, era sofisticado criollo europeísta, era batucada y existencialista funky, pero sus versos son cercanos y profundos, vitalistas y provocadores. Cuando le conocí, llegaba con anteojos “culo de botella”, un libro y un puñado de letras alentadoras, entre las cuales recuerdo “El Gran Orinador” (que reescribió, para “Buen Día Día”, como, la deliciosamente panamericana, “Americano soy del Sur”) & Mundos-in-Mundos. Musicalmente, Miguel no se sentía sujeto por el compás cuadrado de las rockas argentinas, ni del tango. Venía con el compás gitano asimilado (que es de tres y es de cuatro, porque es un compás de doce), y era capaz de cantar “Se me olvidó que te olvide” acompañado por sí mismo, tenía conciencia afrocubana. Nunca supe, a ciencia cierta, si realmente había estudiado los compases y las armonías, si era un intelectual o un “maestro declamatorio declamador”, pero sus textos no dejan lugar a dudas: tienen un valor extraordinario, están “más allá del bien y del mal”, pero son superlativos, podía abrazar la esperanza de su pueblo (o del mundo) y convocar a los instintos y a la picardía carnívora. Qué profundidad tenía Miguel. Fundador de la psicodelia, de corazón underground, príncipe y mendigo.... generoso líder de nosotros. Claro que los textos de Miguel tienen que estudiarse en las escuelas. Pero Miguel no dejaba de recordar a los marginales, a los adictos, a los infectados, a los presos. Yo no puedo contar mucho de Miguel Abuelo, fui testigo de su vuelta al pago, espero haber colaborado con su renacimiento y su alegría, aunque me temo que, de a ratos, su poética, reveladora y genial, haya quedado en un segundo plano, detrás de su propio invento: una sola estrella de seis puntas, una invitación a cantar y a escribir, que pidió prestado (por segunda vez) el nombre a Leopoldo Marechal: Los Abuelos de la Nada. El rito iniciático, que cumplió sin sacrificio, fue leer El Banquete de Severo Arcángelo, ése fue el examen de ingreso. Vivimos cuatro años aventureros y musicales, creo que les pusimos color al país y a la música. También creo que los textos, el canto y la persona humana, no necesitan más explicación, ni introducción, que la obra en sí misma: investiguemos y descubramos a Miguel Abuelo, que cada día canta mejor.




comunicaciones@miguelabuelo.org.ar
Fundación Miguel Abuelo - Página Oficial
Blog Principal de la Fundación
Plazoleta Miguel Abuelo
Oye Niño
Museo Miguel Abuelo
Fotolog Oficial de la Fundación
Fundación Miguel Abuelo en MySpace
Fundación Miguel Abuelo en Youtube

1 comentario:

JONIxR dijo...

que buenas palabras...
le hise un pequeño homenaje a miguel a 20 años de ausensia, seria un gusto q pases y dejes tus palabras sobre el...
fotolog.com/jonixr

gracias!=D

fotolog mail radio fotolog




Oye Niño
T
odo lo que ata es asesino

El programa de radio de la
Fundación Miguel Abuelo

Sábados de 13 a 15 HS

www.radioatomika.com.ar




4713-1067
TELEFONO ATOMIKO


Oye Niño (Todo lo que ata es asesino), el programa de radio de la Fundación Miguel Abuelo, todos los sábados de 13 a 15 HS por radio Atómika www.radioatomika.com.ar
 que sale por Internet para todo el mundo.

Oye Niño (Todo lo que ata es asesino) propone conocer y repasar la vida y obra del gran poeta del rock y emblema cultural, Miguel Abuelo, a través del recorrido de sus canciones, poesias, entrevistas, y de los testimonios de aquellos que lo vivieron de cerca.
Además de comunicar las actividades y propuestas de la Fundación Miguel Abuelo, organismo que continua en múltiples experiencias la filosofia de Miguel.


PROGRAMA NUMERO 2

»REPORTAJE: Charlamos con Miguel Grinberg

»SECCIÓN "LA FUENTE DE LA UNIÓN": Nos visita la banda Boas Teitas quienes versionaron el tema Diana Divaga de los Abuelos de la Nada



»BLOQUE INSTITUCIONAL:
Presentacion de la ciudad cultural Miguel Abuelo San Martin


Oye niño no te dejes
haz tu cabeza estallar.
Oye niño no seas tonto
haz tu cabeza estallar.

Todo lo que ata es asesino
todo lo que ata no es la paz.
Oye niño ya no corras
no me quieras ganar.

Cuando mi nombre ya no exista
verás qué velocidad.
Ya arroja tu armadura
ser el aire no es pensar.

Todo lo que ata es asesino
todo lo que ata no es la paz.
No hay camino hasta tu suerte
Nadie te puede ayudar.

( Oye Niño, Miguel Abuelo)